piscina


Construcción de una piscina 3

A continuación explicaremos paso a paso, todas las obras necesarias para la construcción de una piscina anexa a una vivienda unifamiliar, justificando y describiendo tanto las soluciones constructivas como lo equipos que para este caso se han elegido.

Proyecto. Si bien cada vez son más los ayuntamientos que exigen a los promotores la presentación de un proyecto de ejecución para otorgar licencia para la construcción de una piscina, indicar que con o sin proyecto, resultará muy importante realizar un estudio exhaustivo que determine la ubicación, forma, dimensiones, sistema constructivo, zonas de solárium, protección ante los vientos dominantes, sistema de filtraje y tratamiento del agua, acceso, integración con el entorno,… y lo más importante, que el coste final se ajuste a lo que se desea gastar. Pasar por alto cualquier factor puede ocasionar que el resultado final no resulte satisfactorio.

En este caso se ha optado por una piscina rectangular de 10,00×4,00m de lámina de agua libre de obstáculos, disponiendo una escalera de acceso fuera de este espacio. La instalación de una escalera vertical, normalmente en acero inoxidable resulta más económica, aunque dificulta el acceso a las personas de edad avanzada. Si bien en este caso, la presencia de perros en la parcela condiciona proyectar una escalera de fábrica que facilite la salida del animal si por accidente este cae al agua, evitando de este modo posibles ahogamientos. La longitud del vaso viene determinada por la premisa de que la propiedad desea utilizarla para la práctica habitual de la natación, consideramos que 10 metros es una buena medida para este fin.

En vivienda unifamiliar, las profundidades habituales de las piscinas oscilan entre 1,05 y 1,50 m., en este caso se ha proyectado 1,10 m en el lateral donde desembarca la piscina y 1,50 m en la zonas más profundas.

Se ha optado por una piscina desbordante, es decir, el agua se recoge perimetralmente mediante una canaleta y se envía a un vaso de compensación, en este caso se dispone esta canaleta en todo el perímetro. Se trata de un sistema más caro que el tradicional de skimers, que mejora notablemente la limpieza de la piscina.

En la disposición de la piscina se ha tenido en cuenta la posibilidad de en un futuro poder realizar la cubrición de la misma, integrando esta con la vivienda.

Excavación. Recomendamos realizar el vaciado del terreno con 1 metro de separación del vaso para facilitar de este modo el trabajo en el entorno de la piscina durante el proceso de construcción. Ha de comprobarse que a la cota necesaria de excavación existe firme para cimentar, de no ser así, deberá retirarse la tierra hasta encontrar un sustrato estable y proceder al relleno con terreno apropiado hasta la cota apropiada, compactándolo por tongadas de 30 cm.

Construcción del vaso. Para la construcción del vaso de la piscina hemos optado por el empleo de hormigón “gunitado”, que  consiste en hormigonar el vaso de la piscina de una sola vez proyectando hormigón mediante una manguera a alta presión sobre fondo y paredes, logrando que el vaso de la piscina sea una sola pieza de hormigón, lo cual mejora la estabilidad del mismo y evita posibles futuras pérdidas de agua debido a asentamientos del terreno.

Para realizar el gunitado, será necesario realizar un encofrado perdido sobre el que proyectaremos el hormigón, para ello se construlle un muro de bloque de hormigón 40x20x15cm. El fondo de la piscina se rellena con un encachado de grava de 10 cm. que separará el hormigón del terreno prolongando la durabilidad de la estructura. Se instala la armadura metálica (doble malla electrosoldada, con refuerzos puntuales en las zonas más solicitadas) y se procede al gunitado. Habitualmente las piscinas se gunitan con 12 cm de espesor, en este caso la empresa encargada de los trabajos aplica 20 cm, lo cual mejora la resistencia del vaso,  lo aprobamos e incorporamos esta exigencia para las próximas piscinas.

Al tratarse de una piscina desbordante, es necesario construir una canaleta perimetral que recoja el agua y un depósito de compensación donde esta se acumule. Para hormigonar la canaleta se realiza un encorado de madera tal como se muestra en las fotografías. Se deberá tener especial cuidado en la nivelación del borde de la canaleta, puesto que una vez lleno el vaso, el agua deberá desbordar en toda su longitud. Para el apoyo de la playa en el borde de la canaleta se diseña un sistema mediante pernos de acero inoxidable (véase detalle), que evita el rebote de las ondas superficiales y minimiza su visión desde el exterior.

Acabado del vaso. Previo a la instalación del acabado se procederá a regularizar la superficie del vaso mediante la aplicación de un mortero impermeabilizante especial para la utilización en piscinas. Como acabado superficial se ha optado por gresite blanco, que se coloca con un cemento cola específico para piscinas. Finalmente queda proceder al rejuntado mediante un mortero específico para piezas de baja porosidad y para la aplicación en zonas con riesgo de proliferación de microorganismos, es decir, cementos especiales para el rejuntado de piscinas, no las lechadas habituales que se aplican en pavimentos cerámicos.

El interior de la canaleta, que inicialmente estaba previsto su acabado con una pintura impermeabilizante, se ha cubierto con gresite, al igual que el resto de la piscina.

Depuración. Para instalar los equipos se ha proyectado un cuarto de 3 m², ubicado en la proximidad de la piscina. Lo ideal es que los equipos se sitúen por debajo del nivel de la lámina de agua, evitando de este modo el riesgo de que se pueda quemar la bomba si esta se queda sin agua. En este caso resultaba bastante complejo cumplir esta premisa, por lo cual se han instalado válvulas antiretorno que impiden el descebe de la bomba.

El cuarto de depuración se ha dimensionado para en un futuro, si se climatiza la piscina, tengamos espacio para instalar la bomba de calor y equipos necesarios.

El filtraje del agua se realiza mediante una bomba y un filtro, la bomba toma el agua del depósito de compensación enviándola al filtro y una vez filtrada se procede al tratamiento del agua para posteriormente devolverla al vaso de la piscina a través de los 4 impulsores ubicados en el fondo de la piscina. El filtro en lugar de llenarse con arena, lo habitual, se ha utilizado vidrio triturado que prolonga considerablemente los periodos de limpieza del mismo.

Para el tratamiento del agua se ha optado por la cloración salina, más caro que el tradicional de cloro, pero notablemente mejor. La cloración salina, técnicamente conocido como electrolisis por sal, genera un cloro natural que elimina los picores, alergias y decoloraciones motivadas por el cloro tradicional. Se trata de un sistema claramente mejor que el utilizado habitualmente, cuyo único inconveniente es el precio de instalación.

Hidromasaje. Durante el transcurso de la obra se ha incorporado una preinstalación de hidromasaje, dejando las canalizaciones instaladas para en un futuro tener la posibilidad de incorporar bombas en el cuarto de máquinas.

Iluminación. Se han instalado dos focos led específicos para piscinas; el empleo de la tecnología led solamente aporta ventajas tales como un menor consumo, una iluminación más uniforme o una mayor duración de la lámpara. Se calcula que una la vida útil de estos focos son 100.000 horas, lo cual supone más de 20 años encendiendo los focos 12 horas diarias, o sea, serán tus nietos los que tendrán que cambiarlas. Consideramos que los 200 euros de incremento por foco al instalar led los recuperaremos en el primer año de funcionamiento (halógena 300W, led 24W). Por ello recomendamos encarecidamente el empleo de lámparas led, ahorraremos dinero y contribuiremos a mejorar la sostenibilidad del planeta.

En la disposición de los mismos se ha tenido en cuenta que no produzcan deslumbramiento hacia las zonas habituales de estancia.

Playa. Al igual que el porche de la vivienda, la playa (superficie de circulación que bordea la piscina)  y zona de solarium se han resuelto mediante una tarima de madera para exteriores, con junta oculta, dispuesta sobre rastreles que se anclan a viguetas de hormigón apoyadas sobre el terreno. Se instalan varias trampillas ocultas en la madera, que permiten el acceso a arquetas y la limpieza de la canaleta.

Equipamiento. Se adquiere un robot limpiafondos automático que limpia, aspira y filtra, tanto el fondo como las paredes de la piscina. Su empleo permitirá de forma automática tener la piscina en perfectas condiciones si realizar ningún esfuerzo.

Características de la obra:


Integración de vivienda y piscina 2

En vivienda unifamiliar habitualmente se proyectan las piscinas desvinculadas de edificación principal, por lo general en un lugar soleado de la parcela. Esto resulta adecuado cuando contamos con una climatología que favorece el uso de la misma durante un prolongado periodo estival, sin embargo en una climatología más adversa como puede ser la atlántica, la piscina acaba utilizándose únicamente dos meses de verano y el resto del tiempo pasa a ser un elemento perturbador en el uso de la parcela.

Con el paso del tiempo, y ante la intención de prolongar el uso de la piscina, muchas acaban cubriéndose mediante un sistema de acristalamiento tipo “invernadero” habitualmente telescópico, que por lo general difiere bastante del estilo arquitectónico de la vivienda y no consigue integrarse con la misma. En nuestra opinión se trata de una solución desaconsejable, y en caso de desear cubrirla, lo ideal sería utilizar otro tipo de construcción que se integre con la vivienda generando un conjunto arquitectónico más armónico.

Si todavía no hemos proyectado la vivienda y tenemos la intención de incluir una piscina, lo propio sería vincular esta a la vivienda de tal forma que quede integrada con la misma, bien construyéndola en el interior o si pretendemos recortar el gasto inicial, previendo su futura construcción. De optar por la construcción posterior, el diseño y ubicación en la parcela de la vivienda deberá permitir la construcción de la piscina en dos fases diferenciadas, una primera en la que se construya la piscina y la segunda que permita su cubrición, integrándose el conjunto con el volumen inicial.Planta vivienda, construcción inicial, sin piscinaPlanta vivienda, construción final,con piscina

 

En esta vivienda se ha previsto la posibilidad de que en un futuro se pueda construir una piscina con acceso desde el interior, quedando esta integrada con la construcción inicial. La piscina se relaciona directamente con la parcela mediante grandes ventanales abatibles que permiten abrirla hacia el jardín en los meses de verano generando la superficie de solárium.

Esquema ampliación piscina